Muñequita porta-twine

En medio de tanta ternura y color rosa no siempre soy tan "linda". Lucho contra mis lados oscuros como todos. El yin y el yang, ya saben. Aplacar los fantasmas que te rondan y compartir más el lado bonito para multiplicarlo.

Pero bueno, hoy me sorprendí de mí misma. Les cuento... Pasó un remolino por la casa, 4 para ser exacta, brincando en los muebles, haciendo un fashion show y vaciando medio bote de ketchup en las palomitas naturales que les cociné. Por un momento pensé que era lo más caótico que podía pasarme en una tarde. Trabajo - quehacer- cuidar niñas ajenas. No me divertí viendo mi casa volcarse en 30 minutos, pero debo concluir que este afán de crear y crear compulsiva-mente me está funcionando de terapia también.

Me controlé exageradamente. No sentí que me hirviera la sangre hasta la cabeza. Al contrario, hice como si nada pasaba y me puse a curiosear en mis pendientes de la tienda. Salió esta muñequita como resultado :) ¿verdad que es linda? 

IMG_6693.jpg

Estoy haciendo un montón de ellas y las pienso incluir en las cajas sorpresa de manualidades que estoy armando para etsy. Quizá también venda un par así sueltas.

A veces cosas tan sencillas nos pueden cambiar nuestros modos de reacción ¡Qué bendición!

Que tengan muy linda tarde!.